The Last of Us 2

Simulador de Asesinatos 2

No creo que sea una sorpresa si afirmo que estos tiempos de pandemia nos han trastocado un poco la vida a todos, cambiando hábitos establecidos a otros nuevos y extraños englobados dentro de la llamada nueva normalidad.

A mi, que planifico la semana en función a los partidos de fútbol, esto de estar tres meses sin ninguna retransmisión deportiva ha estado a punto de dar al traste con mi salud mental, pero como de eso tampoco vamos muy sobrados al final vemos con ilusión esta nueva normalidad, que hace seis meses nos habría parecido una puta mierda.

Y obviamente no hablamos solo de deporte, ya que innumerables actividades han tenido que ser paralizadas. Entre ellas, la industria del cine ha tenido que detener rodajes y aplazar innumerables estrenos con la esperanza de que en la nueva normalidad las salas se vuelvan a llenar. Otras películas se han estrenado directamente en vídeo bajo demanda.

Lógicamente, Sony Pictures no ha sido ajena a todo esto, teniendo que aplazar estrenos de sus blockbusters más potentes como Morbius, Venom 2, y el caso que nos ocupa hoy, The Last of Us 2 (Simulador de Asesinatos 2 en América Latina), cuyo estreno estuvo previsto para hace unas semanas y que finalmente estará disponible el 19 de junio.

The Last of Us, si os acordáis (y si no, no sigáis leyendo porque aquí vienen los spoilers) narraba las desventuras de Ellie y Joel en un mundo tó echao a perder al estilo Mad Max pero con más verde y con zombies o infectados que se quieren comer tus sesos. Ellie tenía la clave de la cura y así Joel la acompaña hasta la base científica en donde han de sintetizar su sangre para descubrir no sin horror que en este futuro no existen las jeringuillas y que la sangre se extrae con tuneladoras. Al final el cariño que Joel tiene por Ellie es más fuerte que la salvación de la humanidad y todo acaba bien para Ellie y los zombies. Posteriormente hubo un epílogo que nos enseñaba que Ellie es lesbiana, porque no hay nada que defina tanto a una persona como su condición sexual.

La verdad es que la primera parte, sin ser nada del otro mundo, tenía un final bastante apañado y no parecía muy necesario revisitar los mundos de Joel y Ellie, pese la insistencia de los millones de minions de Sony. Así que con buen criterio, su director Neil Druckmann (que no quiere decir hombre borracho aunque suene parecido y escriba guiones parecido) decidió que si se metía en The Last of Us 2 (Murder Simulator 2 en Australia) iba a ir un paso más allá. Explorar temas que habitualmente no se tratan en obras de este tipo para, en palabras de él mismo, incomodar al público. “Hay obras que son comida confortable. The Last of Us 2 no es una de ellas.” Vamos a ver si se puede tragar o se nos hace bola.

Retomando el epílogo en donde se descubre la sexualidad de Ellie, Druckmann hace bandera de dicha sexualidad para hablar de que su obra se entrega a la “diversidad”.  Varias consideraciones:

En primer lugar, no creo que importe la sexualidad de los personajes si la obra no está orientada a explorar cómo afecta al desarrollo emocional del personaje y cómo le moldea, dependiendo de las barreras que haya tenido que superar en relación a su entorno y dicha sexualidad. Es decir, qué coño más da que Ellie sea lesbiana si de lo que se trata es que no te coman unos bichos zombies, mutantes y lo que quiera Dios que sean. Porque al final Ellie es una persona “normal”, luego matizaremos eso de normal, que vive, siente y respira como puedo ser yo mismo, que desayuno bollos, como tortilla y ceno almejas, dieta mediterránea compensada. Con la salvedad de que ella es más dada al uso de la tijera. Y de nuevo no se me malinterprete, no me refiero al acto carnal del amor entre dos mujeres, sino al instrumento metálico afilado que utiliza para seccionar las yugulares de sus enemigos. Y es que al final no hay ningún matiz especial en que dos mujeres se den la mano por debajo del mantel. Seres humanos todos.

En segundo lugar, cuando se te llena la boca con la palabra diversidad uno espera algo más a que la protagonista sea lesbiana. Es decir, hoy en día, con el empoderamiento de la mujer y el auge del feminismo, permitidme la exageración, una lesbiana es el equivalente a un varón blanco de 40 años con rifle en la mano en Texas. Teniendo en cuenta que en España se reconocen 37 géneros y 10 orientaciones sexuales el hecho de alardear de usar una protagonista lesbiana no es sino simple y llanamente postureo y ganas de salir en la foto. Lo realmente valiente hubiera sido usar una protagonista skoliosexual o de género fluido. Pero eso en el contexto adecuado, porque en The Last of Us 2 sus protagonistas a lo único a lo que se dedican es a matar. No creo que esté muy justificado el tema de la orientación en este contexto.

Y es que también hay que tener mucho cuidado con qué te vinculan. Puede sonar fantástico el hecho de que The Last of Us 2 sea una obra inclusiva, pero… ¿con qué tipo de obra te están vinculando?

The Last of Us 2 es violento, muy violento. No una violencia gratuita, graciosa, gamberra y fantasiosa, sino una violencia exagerada, cruel y ultra realista. De hecho, sus creadores se enorgullecen del realismo de las muertes que presentan. Y es que Naughty Dog tiene la manía de presentar a gente común como asesinos de masas. Pasa con Nathan Drake y pasa con Ellie. No quiero pecar de periodista de telediario de Antena 3, pero no creo que sea necesario ver ejecuciones ultradetalladas de cada asesinato que se comete en el juego. Recuerdo una en la que Ellie le clava el cuchillo a otra chica que está jugando a una PSVita. Que sí, de acuerdo, jugar a una PSVita tiene delito, pero no es para clavarle un cuchillo en la garganta y ver como se ahoga en su propia sangre.

Por no hablar de los perros. Aquí en Gamerah siempre hemos sido unos grandesdefensoresde losperretes, de hecho yo nunca he matado un perro zombie en un Resident Evil… Y sin embargo en The Last of Us 2 parece que disfruten con ello, asesinando animalitos y pudiendo escuchar los gritos de horror de su dueño al encontrar su mascota muerta… ¿Pero qué mierda de snuff movie canina es esta? Hablar de inclusión cuando está relacionada a una genocida como Ellie no parece muy acertado. Se necesitan ejemplos positivos, y desde luego aquí no los vais a encontrar.

Por lo demás, pues un poco lo de siempre, una historia de venganza de que yo soy así por que el mundo me ha hecho así, alguna muerte por sorpresa, un par de giritos que te ves venir a la legua y poco más. Lo esperado. Y no es que sea malo, es que es más de lo mismo. Eso sí, los valores de producción son descomunales tal y como se espera de obra de Naughty Dog, pero personalmente le echo en falta un poco más de profundidad. Al final se han limitado a cambiar de protagonistas y a potenciar el salvajismo y la crueldad. Innecesario.

Quizás alguno haya notado que en ningún momento he nombrado la palabra «juego». Y es que, como ya me pasaba con Uncharted 4, Naughty Dog no hace juegos. Hace telenovelas. O películas de aventuras, si lo preferís así. Pero para mí no son juegos. Unas cuantas escenas de cine catastrófico en donde vas a estar colgado de una mano ante el abismo, otras tantas de persecuciones mientras las granadas explotan a tu alrededor. Muchos desplazamientos en cuclillas ejecutando gente, que morirá sin saber qué ha pasado. Multitud de situaciones que se resuelven apretando un botón, ya que ni esa granada te va a dar, ni vas a caer al vacío ni el tío que tienes de espaldas se va a dar la vuelta. La profundidad es inexistente, sacrificada en pos de una espectacularidad que haga creer al jugador que está dentro de la película cuando en realidad sólo está viendo la película. La interacción es mínima. Y el problema es que a le gente parece que le gusta. Quizás el equivocado soy yo.

En resumen, The Last of Us 2 es lo que uno puede esperar a nivel jugable y visual. Con un plus de sordidez y mal gusto en el tema de los asesinatos, lo cual probablemente también sea un plus para muchos. Yo me olvidaré pronto de él.

Por cierto, ni he jugado al juego ni puta falta que hace, con vídeos de YouTube tengo más que suficiente. Todos deberíais tener más que suficiente.


Puntuación: 9.5

Una obra maestra que perdurará generaciones, como las pirámides de Egipto y mejor que los jardines colgantes de Babilonia.

Seguero resentido

10 comentarios

  1. MASTAPIECE

    (La reseña.)

  2. Cuando digo que mejor que los jardines colgantes de Babilonia no es que sea mejor per se... para mí estarían empatados, pero los jardines son ahora un patatal y el Last of Us perdudará por la eternidad en la nube. Chúpate esa Nabuconodosor II

  3. Aparte que Nabuconodosor (o Nabo, como le llamaban sus amigos) era un tío muy poco woke, su harem era casi todo tías cis, apenas había un par de ladyboys de Bactria.

    • Gordo, nabuco no nabo. Siempre tienes el nabo en la boca hay que ver cómo te gusta

  4. Disfruté mucho con la primera parte (se me saltaron literalmente las lágrimas al final del prólogo), pero reconozco que Jan da en el clavo al hacer notar que Naughty Dog tiene tendencia a hacer pelis medianamente interactivas en vez de juegos (tengo el Uncharted 3 a medias y ahí se va a quedar seguramente). Lo del gore me ha dejao patidifuso, las dos fotos de ejemplo del artículo son bastante desagradables de ver.

    En conclusión, o Naughty Dog se ha pasado de frenada o bien me estoy volviendo un flojeras desde que me pasé a Nintendo (ayer lo estaba gozando con Tokio Mirage Sessions en Switch). Peazo reseña!

    • No eres el único. Cinco minutos de cualquier trailer son suficientes para ver que se han pasado de frenada, y mucho.

  5. Creo que deberíamos organizar una batida para encontrar a Álex. Estoy preocupado. Eso sí, más le vale que le hayan secuestrado, porque está tan ricamente sin comentar se va a enterar

    • Aqui galan, demorado por asuntos que la vida me quiere hacer considerar como mas importantes

  6. Esta magnifica reseña ingresa al top 3 de lo mejor del antes y ahora de la gloriosa; por otro lado este juego me da pereza mayuscula, es una sensación extraña. Ya que el primero me encanto pero me dejo satisfecho . Debe ser el efecto " Red Dead Redemption 2 " que se puede definir como el punto de tocapelotismo que un juego produce y deja secuelas en el deseo jueguil a posteriori.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *