Dirty Dancing 7 Revolution

Baile Caliente 7 Revolución

¡Hay que ver cómo pasa el tiempo! Hace nada eras un chaval con tu flamante Dreamcast y ganas de comerte el mundo y cuando te das cuenta Sega ya solo se dedica a los pachinkos. Ayer te caías de cabeza contra un bordillo y te levantabas como si nada, y ahora no puedes hacer deporte sin ponerte hielo en la rodilla. Un día eres el que más escribe en la gomera y al siguiente resulta que llevas dos sin escribir y la dirección sondea tu intercambio por redactores de Vandal o aún peor… ¡de Anait!

Y un día estás jugando al Baile Caliente VII en una PSX que te han dejado, con tus princos ahí bien guapotes, y de repente y sin darte cuenta estás jugando al Baile Caliente VII Rehecho sin saber muy bien por qué narices han hecho este remake.

Pero en fin, recapitulemos. En la presentación de La Soni del E3 de 2015 todo recordaréis la emoción y algarabía que hubo con los anuncios en ese show. Ese momento tan soñado por los fans se hizo realidad. No me avergüenzo en decir que yo lloré. Lloré lágrimas de alegría. El anuncio de Shenmue 3 después de tantos años fue un sueño. Aunque luego La Soni no le diese un puto duro a Yu Suzuki y lo tuviésemos que financiar los fans, pero no dejan de ser detalles nimios ante la alegría de la continuación del mejor juego de todos los tiempos.

Un tsunami como el anuncio del Shenmue 3 opacó cualquier otro anuncio de videojuegos (y no videojuegos) entre 2013 y 2017, pero es que instantes antes se había desvelado el remake de un juego que no había pedido absolutamente nadie. Excesivamente glorificado, el Baile Caliente VII no era más que un JRPG genérico de fondos prerenderizados que palidecía ante la calidad de auténticas joyas como Shining Force 3, Shining the Holy Ark, Mystaria, Dark Saviour o Grandia. Sin embargo, hay que reconocer que pese a su mediocridad tuvo una repercusión moderadamente alta. En mi opinión fue por la piratería y quizás por ser de los primeros Baile Caliente que llegaban a Europa de la mano de La Soni, ya que Nintendo nunca tuvo a bien traerlos para aquí.

Sea por A o por B, Squenix tuvo la funesta idea de creer que el remake era una buena idea. Partamos de una base clara y concisa: los remakes no son buenas ideas. La visión original del creador es la que debe perdurar con su obra inalterada. A partir de ahí cualquier cosa es prostituir la obra.

Todos recordamos Baile Caliente. ¿Os imagináis un remake hoy en día? ¿Verdad que no? ¿Iban a cambiar a Patrick Swayze por otro actor? No me imagino a nadie haciendo de Johnny. Sí que es verdad que de Jennifer Beals sí te puedes imaginar a otra, porque esa nariz equilátera modelo cartabón quizás no entra en el canon de belleza actual, pero estoy seguro que si te ponen a una Jennifer Lawrence por decir algo, te cambiarán a Patrick por Adrien Brody y al final más o menos nos quedaremos igual a nivel de narices. Visto lo visto, prefiero quedarme con el original…

Volviendo a Squenix. Puestos a lanzar un camión sin frenos por una autopista llena de aceite, sus grandes mentes pensantes debieron plantearse… ¿quién es el que le pondrá más flecos en los retrovisores, más brillantina en el parabrisas y más vinilos chulos que tengamos en nómina? Sí, habéis acertado. Le encargaron el trabajo a Tetsuya Nomura, quien cuatro años después del anuncio publicó el Baile Caliente VII Remake Chapter 1. Sí, Chapter 1.

Chapter 1

Como fiel defensor de la libertad y el capitalismo que soy, me parece muy bien que una empresa busque maximizar beneficios ofreciendo productos que el consumidor adquiera. Cuantos más mejor. Pero el sistema funciona también en el sentido opuesto. El consumidor tiene la obligación de saber defenderse ante la abrumadora oferta de las empresas, comprar lo que interesa y distinguir el polvo de la paja. Es una responsabilidad del consumidor mandar señales inequívocas de lo que quiere o lo que el mercado necesita a la empresa y así reconducirla hacia un equilibrio.

Obviamente esto viene por lo del Chapter 1. Incluso siendo tremendamente discutible la necesidad que se haga un remake, considero que es un insulto dividirlo en capítulos. Teniendo en cuenta que el original ocupaba tres princos y duraba unas 30 horas, ¿cómo demonios han conseguido que este puto Chapter 1 sea el equivalente a las cinco primeras horas del original? Pues obviamente, metiendo cantidades abrumadoras de paja. ¿Y para quién es la paja? Para los pajeros. He de reconocer que no está mal tirada, puesto que los soniers piperos siempre han preferido el envoltorio al contenido, el humo ante la realidad y la paja frente la sustancia. Pero quizás esto es un pelín demasiado.

Hago un inciso, porque a partir de aquí voy a hacer algún pequeño spoiler. He de decir que en el foro secreto tengo una injusta fama de reventar los finales de las cosas a los compañeros. Y todo porqué una vez dije que el jefe final de un Mario era Bowser. Madre mía. Bowser. ¡BOWSER! Como decir que el agua moja. Pero ahí estaban todos los nintenderos de la página rasgándose las vestiduras y atacándome. Yusepon, Narg, el Alcalde, el Gordo. Todos enfurecidos pidiendo mi cabeza. Obviamente Gamerah es una madriguera de nintenderos de la que solo salvo a Rubirosa, pero aún así fueron tremendamente injustos.

El caso es que si recordáis el juego original, empezaba con el asalto a una base de la corporación Shinra, los malos, e inmediatamente salías de la ciudad y a recorrer mundo. En el juego que nos ocupa esta mínima fase la han alargado hasta hacer un juego completo de ella.

El juego sigue un poco la estela del Baile Caliente XV que ya analizó un servidor hace unos meses (Nota del editor: cuatro años), aunque aquí tenemos un grupo más tradicional que la boyband del anterior. Las diferencias estéticas son inexistentes, ya que el director del VII es Nomura, que también se encarga de los diseños del XV. Al final todos los protagonistas son muy guapos, todos tienen pelazo y piel de porcelana lo que resulta en unos diseños bastante artificiales, y si además tienes en cuenta la poca variedad con la que se maneja el señor Nomura no sería difícil colar los protagonistas de un juego en el otro y viceversa. Valga esto también para el VIII o el X. Nomura me parece el diseñador de personajes más sobrevalorado de la industria y resulta sorprendente que encontrase trabajo luego como director siendo todos sus juegos tan mediocres y poco inspirados.

Aquí se repite una vez más su esquema clásico de juego. Gráficos bastante buenos que acompañan a una jugabilidad sumamente guiada y pasillera que está intercalada entre los numerosísimos vídeos que no dicen nada y que afortunadamente te puedes saltar.

El sistema de combate es una evolución del visto en el XV, donde podrás manejar solo un personaje mientras el resto hace lo suyo. Si bien hay más juegos que tienen un sistema similar, sin ir más lejos el Tales of Symphonia, el DD7R es de largo el que de manera más torpe lo gestiona, sobre todo por la incapacidad de la cámara de mostrarnos la acción de forma satisfactoria. En lugar de buscar una cámara que redunde en la visibilidad del campo de batalla y en la utilidad, han preferido otra que prioriza los planos cortos para conseguir una mayor espectacularidad, consiguiendo así que la mayor parte de las veces te dediques a machacar botones sin saber que pasa realmente a tu alrededor. Al final no deja de ser la misma mierda que en el XV. Continente antes que contenido.

DD7R se limita a jugar un poco con la nostalgia de los piperos viejos que lo jugaron en su día mientras intenta enganchar los jóvenes niñosrata que han oído hablar de él anteriormente. Como casi todos los juegos de La Soni, todo está simplificado y mascadito. Una flecha te marcará siempre el camino a seguir y los numerosos vídeos servirán para que podáis ir a por más nachos con queso en la cocina. Te pondrán una fanfarria por aquí y un piano melancólico por allá, y abusarán de partes con Aeris para tocar esa patatita mientras Cloud pone una cara de palo que ni Link en un Zelda random.

Y ya está. Olvidable, prescindible y una prostitución de la saga. ¿Es malo? No, no necesariamente. Se deja jugar y los valores de producción son muy elevados. El problema es el ritmo lento de juego y de los vídeos, y que si has jugado el original no te aporta nada. Yo personalmente solo jugué en PSX hasta el final del disco 1 y este no abarca ni la mitad de ese disco. Y teniendo en cuenta que acaban de anunciar un remaster del remake con un capítulo añadido de Yuffie, la tontería esta se nos puede ir a los seis juegos y 25 años. Una barbaridad en la que encima van cambiando cosas de la historia.  Así que no nos llevemos a la cabeza si al final alguna que tenía que morir no muere y tiene un happy ending con Cloud. Pero yo eso ya no lo veré porque me bajo de un barco en el que ya me subí a regañadientes.

Hasta nunca.


P.D. La que tiene que morir, lógicamente, es Aeris. Y es que no hace falta que yo me cague en los muertos de Squenix, ya lo hace ella.

P.P.D. Revisando IMDB veo que Baile Caliente, la película, tiene dos secuelas, un remake y hasta una serie de televisión. Hijos de puta.

Seguero resentido

5 comentarios

  1. Yo tampoco sabía que Baila Caliente la película tenía tanta afterlife.

    Dónde se puede ver la serie de TV? Pregunto por un amigo.

  2. Empezaré por un chiste malo: Baile caliente, ríase la gente.

    A partir de aquí sólo se puede ir para arriba (o eso intentaré):
    Recuerdo cuando jugué al original en la tostadora X, y la verdad es que me pareció un auténtico coñazo de juego, sólo salvado por la surrealista e infame "traducción" que proporcionaba algunas risas extra, además de las producidas por la la presumiblemente dramática muerte de la florista pesada de los c*jones.

    No he jugado ni visto este nuevo sacacuartos, pero intuyo que al no contener ninguno de los dos factores anteriores, debe ser un coñazo a secas, pero esta vez en HD.

    SEGA no habría aprobado esto.

    Añadido Shenmue 3 a favoritos de STEAM.

    Viva GAMERAH, sois necesarios.

    • Nuestros inexistentes lectores mexicanos y argentinos coincidirán con nosotros en que Baile Caliente es el mejor título de todos para la saga.

  3. Pero baile caliente no es el juego ese mugroso del niño rata del ayer que ya anda con 40 tacos encima y aun le busca profundidad a la japonesada esta pre k-popera?

  4. Nunca comprendí muy bien el éxito de este RPG. De este ni de cualquier otro juego con ese grafisno pre-renderizado y tan terrible de la generación PS1, Saturn, Nintendo 64.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *